La web de la EMT entra en el siglo XXI

Una imagen para el recuerdo: así es actualmente la web de la EMT

Hace ya bastante, publicaba por aquí una propuesta de rediseño de la web de la EMT, la empresa de los autobuses urbanos de Madrid. Y es que su página está muy anticuada: se estrenó en 2002 y salvo un cambio de logo no ha variado gran cosa en estos años. Y teniendo en cuenta que la empresa ha afrontado un cambio de imagen corporativa (del rojo al azul), la cosa ya se hacía urgente.

Por fin llegan las buenas noticias: este lunes, 1 de marzo, la EMT estrena una nueva página web. Diseñada con buen gusto, con la información más demandada mucho más accesible (se han eliminado pantallas intermedias absurdas), totalmente accesible y, según me cuentan, con nuevas tecnologías como el RSS o una sección multimedia donde colgarán los vídeos que elaboren.

La nueva página web la han diseñado profesionales, por lo que apenas se parece a ese boceto que colgué y que ahora me parece bastante feo (aunque no tanto como la web actual). En todo caso, me alegra haber acertado con algo como es el uso del skyline de Madrid y su campaña “Sube y verás”.

Mi propuesta de diseño (izquierda) y el que finalmente se llevará a cabo (derecha)

Sobre la nueva web hemos hecho un artículo en ecomovilidad.net donde puedes ver diferentes capturas de pantalla.

De cajas de ahorros fusionadas y nuevas marcas

Seguramente sea un tópico, pero creo que el diseño que se da en el norte de España es admirable. Y hoy llega una noticia de las que me gustan.

Leyendo El País, me entero de que las cajas de ahorros catalanas que se van a fusionar (Sabadell, Terrassa, Manlleu y Girona) ya han elegido bajo qué marca hacerlo: Unnim, con el lema “La caja que suma”. Los responsables lo describen así:

La denominación comercial parte del concepto “unión” incluido en el nombre social expresado en el proyecto de estatutos y en los registros y documentación oficial de constitución. El color corporativo de la nueva entidad es el blanco, para transmitir transparencia, credibilidad y claridad, según explicaron las cajas el pasado viernes. La marca Unnim pretende proyectar una imagen innovadora y moderna con la doble n, que junto a la m también buscan simbolizar los puentes y los vínculos que unen a las cuatro entidades.

Es una lástima que este proceso haga perderse marcas tan interesantes como Caixa Terrassa (la más moderna de las cuatro) pero al menos hace dar un salto a este siglo a marcas tan viejunas como las de Manlleu o Girona.

Y es que si algo interesante van a traer las fusiones de cajas de ahorros son las nuevas marcas. Hace unos meses, cuando la fusión de las cajas vascas BBK y Kutxa estaba a punto, se presentó la que iba a ser su nueva imagen. Y en este caso, sí que es una lástima que no haya llegado a aplicarse.

El nombre elegido para la fusión era Kutxa y su color corporativo era el negro. El símbolo sería la K junto a un punto que podría representar todo tipo de elementos, según vemos en Miraloqueveo:
Continue reading De cajas de ahorros fusionadas y nuevas marcas

Tarjetas de ecomovilidad.net

Un ejemplo de otra cosilla que he diseñado estos días. Buscaba unas tarjetas originales, que se saliesen del típico logo sobre fondo blanco, y que por supuesto encajasen con la imagen de nuestra web.

Finalmente llegamos a esta solución, en la que se representa una versión ligeramente modificada de nuestra cabecera en la parte inferior, acompañada del lema de la web y los datos personales imprescindibles para no sobrecargarla: nombre, correo y teléfono.

Bruno, o por qué me compré una marioneta

Como ya habéis podido ver en mi Facebook y en algún post por aquí mismo, hace poco me compré una marioneta a la que he llamado Bruno. Tenía muchas ganas de tener mi propio puppet, pero no sabía dónde carajo se compra uno de esos hasta que estas navidades me dio por mirar en eBay.

Allí encontré la tienda online de una fábrica de marionetas bastante profesional, y después de dudar entre varios modelos, acabé comprando éste que (dicen) se da un aire a mí.

La parte mala es que, como es una tienda estadounidense, los gastos de envío son bastante caros y tarda sus tres semanitas en llegar. La parte buena es que como el euro está fuerte, todo es más barato de lo que parece.

El caso es que, a finales de enero, llegó a mi casa un paquete enorme en el que iba Bruno. Y el resultado me pareció mucho mejor de lo que me imaginaba: es una marioneta enorme (30 pulgadas de altura, unos 80 centímetros), muy fácil de manejar, se le pueden quitar y poner las piernas, cambiar totalmente la ropa, tiene una varilla para mover los brazos… en resumen, una pasada, totalmente profesional. Si alguna vez habéis deseado tener una marioneta, os recomiendo una de estas.